Y en medio de la pandemia… ADORACIÓN

Como habéis podido ver en la parroquia tenemos todo un poco parado debido a las limitaciones y la prudencia, pero… hay algo que no ha cesado ni en lo más crudo de la crisis que estamos viviendo: la Celebración y la Adoración de la Eucaristía.

En cuanto a la celebración eucarística, ya sabéis que desde la «misa tempranera» hasta la más tardía, todos los días, el misterio Pascual de Cristo se hace presente en el altar, en medio de nuestro barrio, en nuestras vidas. Ni siquiera en el confinamiento más duro dejó de suceder este milagro diario en nuestra parroquia.

Y, en cuanto a la Adoración Eucarística, tres cuartas partes de lo mismo. Esta vez no hemos parado ni en verano, como sí solía suceder otros años: todos los jueves, de 20:40 a 21:30h. adoramos al Señor con cantos, silencios, Palabra de Dios, comentario de la Palabra, y peticiones.

Y, además, también todos los jueves, desde las 08.30h. hasta las 20:00h. queda expuesta la Eucaristía para la Adoración personal. Ya sabéis, libremente, en silencio, un rato de paz ante el Señor, la fuete de la Gracia.

Para poder mantener este horario necesitamos reforzar y asegurar turnos de adoradores que aseguren su presencia, para que el Señor nunca se quede solo. Tenemos organizados turnos de una hora y en muchos hay una sola persona: te necesitamos para que haya al menos dos personas, que no se llegue a quedarse nadie solo y que, si surge algún imprevisto, podamos asegurar que quedará alguien rezando.

¿Quieres apuntarte a una hora de paz ante el Señor entre las 8.30 y las 20.00h.? Ven libremente, cuando quieras, la Iglesia está abierta. Y si quieres comprometerte a mantener una hora fija, llámanos al teléfono de la parroquia o escríbenos un WhatsApp al mismo número. ¡Te necesitamos!

2 pensamientos en “Y en medio de la pandemia… ADORACIÓN

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.